Rafa Penadés, utiliza cualquier ambiente de exterior, rincón o espacio de nuestro entorno para realizar una sesión fotográfica unica, personal e incomparable. 

Me gusta viajar para encontrar escenarios desconocidos que me sorprendan y hago propios con mi fotografía.

Siempre con un denominador común a la hora de ponerme detrás del objetivo: congelar esa mirada, esa felicidad, esa complicidad, ese momento que hace vibrar cada vez que se mira la imagen.

La Fotografía va mucho más allá de unos condicionantes técnicos: luz, velocidad de disparo, objetivo… ser fotógrafo es una actitud ante la vida, una forma de ver y de captar cada momento en algo único.

Los momentos irrepetibles siempre cuentan una historia y es la más importante: la de nuestras vidas. Por eso, cuando me dispongo a captar la realidad en fotografías, intento transmitir los sentimientos, contar esa historia personal e intransferible, que pasa a un primer plano en días inolvidables. 

Me gusta esperar ese momento justo, en que Tiempo, Luz y Sentimientos se unen para formar ese momento que lo dice todo en una simple imagen.

La palabra Meraki llego por casualidad a mi vida y define exactamente en una palabra todo lo que soy, amor, pasión y creatividad.